Falsos positivos

[3/3/2003]

Qué molesto resulta que cada treinta o cuarenta piezas de spam se esconda algún mensaje de un amigo, o laboral, o que por una razón u otra debo leer. Por culpa de esos pocos mensajes me veo obligado a recorrerlos todos, mirando con lupa, en vez de borrarlos de un solo teclazo.

Author: Eduardo Abel Gimenez

0 thoughts on “Falsos positivos

Responder a Eduardo Abel Gimenez Cancelar respuesta